La ultraderecha (Melitón Cardona. Embajador de España)

General Dávila

Uno de los mecanismos de los que se valen los administradores de la corrección política -tan burdo como eficaz-consiste en utilizar un adjetivo (des)calificativo contundente y único: es xenófobo quien pretende ordenar la inmigración, islamófobo quien desea evitar la penetración ideológica del Islam y homófobo quien considera aberrante el “matrimonio” de personas del mismo sexo. Así de fácil resulta ese sustitutivo autoritario, posmoderno y teledirigido del debate político sereno, sine ira et studio.

Alternativ für Deutschland, la formación que ha irrumpido con fuerza en la escena política alemana es, por tanto,”un partido xenófobo”. El problema es que si alguien que, como yo, pueda leer en alemán y se toma la molestia de hojear las 74 páginas de su programa se llevará una sorpresa: en lugar de desatinos diametralmente opuestos a los que entre nosotros propugna impunemente Podemos, hay un montón de propuestas muy sensatas que me han hecho comprender el…

Ver la entrada original 489 palabras más

Publicado por

CARLOS MANUEL SIETEIGLESIAS ÁLVAREZ

CALICEM QUIDEM MEUM BIBITIS.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s